¿Carlos Carbonero se quedará como refuerzo del Cali?

Un gran interrogante se ha creado entre los hinchas en las últimas horas, todo por cuenta de una imagen que fue montada a las redes sociales del Deportivo Cali donde se ve al volante ex-mundialista con la Selección Colombia, Carlos Carbonero entrenando junto al equipo profesional.

Carbonero justamente hace 4 años hacia parte del equipo patrio en el Mundial de Brasil 2014, ahora 4 años después vino al Cali a prueba donde busca ganarse la confianza del técnico Gerardo Pelusso.

Hemos podido conocer que Carlos esta a prueba por estos días trabajando a la par con el equipo profesional en la pretemporada, el técnico uruguayo es quien tendrá la última palabra sobre si se queda con el jugador que quiere retomar su nivel que en su momento lo llevo a la Copa Mundo en 2014.

¿Que ha sido de la vida de Carbonero a lo largo de estos 4 años?

Después del Mundial en Brasil Carlos Carbonero pasó a jugar en Europa tras una excelente temporada con River Plate que lo termino llevando a la Copa Mundo. Estuvo en Cesena y Sampdoria en la Serie A de Italia pero se lesionó y duro un año y medio sin jugar. La causa fue una meniscectomía que se produjo luego de un golpe en un entrenamiento.

El club italiano le rescindió el contrato en febrero de 2017 al ver que no se recuperaba. Carlos Carbonero intentó jugar en Argentina con el Club Atlético Tigre pero no pasó los exámenes médicos. Terminó llegando a Cortuluá a principios de aquel año donde tuvo muy poca participación.

En total las presencias de Carlos Carbonero fueron 6 entre Liga Águila y Copa (menos de 200 minutos). No juega desde julio de 2017. Es agente libre y busca volver a jugar. Deportivo Cali le abrió la puerta. Desde este 13 de junio empezó entrenamientos en busca de un lugar.

Sin duda es una apuesta interesante que podría hacer la Institución con el volante a sus 27 años que busca una oportunidad y dar a conocer nuevamente todo ese fútbol que lo llevo a la gloria en 2014 con River Plate y la Selección Colombia.

Deja tu comentario

Compartir